martes, 2 de junio de 2009

Mi perrita profesora




(Este texto lo escribí el 6 de julio de 2006 en alt.com)


Anoche estaba calentito. Necesitado de un "quickie". Mi pareja había venido muy cansada... estaba "torrada". Ayer y antesdeayer ya había tenido sus polvitos mágicos... jajaja... Es sumisa dulce...

Ya había palpado el material cuando llegó a casa. Mientras me cambiaba le subí su camiseta amarilla y miré su sostén.Las tenía hinchaditas. Supongo que ya os imagináis el porqué. Así me gustan mucho, y se las palpé esperando para luego... pero se quedó "frita" en el sofá.

Me puse a "husmear" por Imagenio y ví que tenían pelis para adultos de pago. Compré una titulada "Casting sadomasoquista". Era una pelicula alemana, pero no era muy buena. Actores regulares (¿Os imagináis un Amo con barriguita y gafas del año de la picor?), vestimenta poco elegante (¡el Amo llevaba una gorra blanca militar de segunda mano por lo menos!) y los actores secundarios, su papel era el de prisioneros, riéndose "por lo bajini" ante sus órdenes y amenazas; pero me puse más caliente. Mi pareja se fue a la cama así que me puse a chatear.

Entre aquí, allá, al otro de más allá. Nada... Sí, bueno, estaba una amiguita mejicana reciente, pero quería que fuera ella la que me deseara y no le susurré... ya la había abofeteado hacía pocos días, pero estaba liada en una conversación acalorada con otro del chat. Me fuí. También hablé con una Ama sevillana muy simpática, sexy y dulce que me dijo que tenía su látigo afilado... pero no... no me apetecía jugar a sumiso. Entonces entró "A".

La conozco un par de años. Es profesora de instituto como yo allá en México. Tiene buen tipito y es de mi edad. Se estaba separando y con ella tuve una de las primera relaciones de CyberBDSM. Le encanta. Creo que sólo las tiene conmigo... Pero no tiene cam y desde que se ha separado accede desde un cyber.

En fin... que no le hago caso. Pero anoche estaba calentito y antes de irme a dormir quería mi sesioncita... La pinché. Al momento respondió con el "Holaaaa" y eso que hacía mucho mucho tiempo que no nos veíamos. Eso me alegró. Repasamos su vida, si se encontraba mejor... y por fin le dije que tenía muchas ganas de estar con ella. Me dijo que era muy difícil porque allí había mucho "mirón". Ya sabía lo que eso significaba... pero de alguna manera le empecé a contar que me encantaría estar con ella allí... llevarla a un habitación... y le pregunté "¿Sabes lo primero que haría contigo? Y ella me contestó... "mmmmm". "¿Lo quieres saber?" "Sí" me dijo... "Nada más entrar haría que me lamieras las botas". Ella empezó a ponerse caliente. Y como es cariñosa... me puso un corazón que latía... Luego haría que te quedases en sujetador y braquitas, te pondría un collar atado a un lazo y te llevaría al comedor a gatas. Alli me tumbaría en el sofá y tú estarías en el suelo... a cuatro patas... y seguirías lamiéndome los pies... Ella me decía, "Sí, amor. Todo lo que quieras". "Sacaría mi fusta y comenzaría a pasearla por tu espalda" y ella aún se ponía más caliente... Luego le escribí, "y te pediría que me ofrecieras tu cara y me rogases que te abofeteara" "Síiiiii" escribió. Y le dije... "Escríbelo", y escribió algo parecido... pero le dije, "No, escríbelo exactamente como te lo digo" Y entonces... me dijo "Amor, hay mucho mirón aquí..."

No pudimos continuar. Le dije que eso suponía un buen castigo para la próxima vez. Que le pondría el culo rojo a latigazos. Y me dijo "Me gustas mucho... te tengo mucho cariño... " No la contesté... pero estaba contento porque con ella era fácil... sólo tenía que dejar a mi imaginación volar... era mi perrita profesora...

No hay comentarios:

Publicar un comentario